30 dic. 2009

NAVIDAD, DULCE NAVIDAD

Otro año que se nos resbala de las manos casi sin darnos cuenta, otra nochevieja más, otras doce campanadas con sus respectivas doce uvas. Y siempre que nos encontramos a las puertas de entrar en un nuevo año, nos da por pensar en el que dejamos atrás, en los proyectos que se nos cumplieron y en los que quedaron sólo en eso, en proyectos, en la gente y en los nuevos sitios que conocimos, en los que ya no están con nosotros y en los que hace poco han llegado a nuestras vidas en forma de pequeñas personas. Y encaramos el próximo año con ganas, con ilusión, con mil sueños que casi podemos ver ya en nuestra mente.

No sé bien por qué, en estas fechas nos volvemos súper-mega solidarios y deseamos que la Paz inunde todo el mundo y que los negritos puedan comer y terminar así de una vez por todas con el hambre del planeta y ya de paso salvar a las ballenas, etc., etc.
Lo triste de todo esto es que cuando pasan estas fiestas la solidaridad se nos va por el desagüe y todo vuelve a ser igual que siempre: siguen muriendo personas inocentes en todas las guerras del planeta, sigue muriendo gente inocente de hambre en todo el mundo y siguen aniquilando a las pobrecillas ballenas.

Pero no pensemos ahora en eso, pensemos en que en unas horas estaremos comiéndonos las doce uvas y viendo cómo retransmiten las campanadas la Belén Esteban y Jorge Javier Vázquez. Eso sí que es entrar con buen píe en el 2010, sí señor.

En fin, ya poniéndome serio, me gustaría que reflexionemos sobre esos lugares en que la Navidad no es tan súper-guay como en nuestras casas. Creo que estas no son fechas de celebración, sino de reflexión sobre en qué nos estamos (están) convirtiendo y en qué sociedad estamos educando a nuestros hijos.
Si nos dedicásemos el resto del año a hacer realidad todo lo que deseamos en estos días, sin duda, seríamos capaces de cambiar todo lo que no nos gusta. Pero eso es una grandísima utopía, pues ya el poder, con sus medios de comunicación (y con la caja tonta a la cabeza) se encarga de que pensemos lo imprescindible. Lo tienen todo calculado al milímetro.

Y después de llenarles a ustedes la cabeza con conspiraciones y subversiones varias, les deseo un feliz año 2010.

Miguel Ángel Rincón Peña

16 dic. 2009

FANTASMAS FOTOGÉNICOS

Hay ciertas ocasiones, en las que uno se cuestiona muy seriamente sus creencias, sus ideales, su manera de pensar. Algo así me pasó hace unos días. Permítanme que me explique; Yo soy casi escéptico cuando se trata de temas relacionados con lo paranormal, sí, ya saben, los Ovnis, el “más allá”, etc. Pues resulta que hace unos días un buen amigo me mandó al correo electrónico una foto tomada en la antigua iglesia de El Salvador, en las proximidades de la localidad de Villaluenga del Rosario (recomiendo que la visiten, es un lugar bello y misterioso, y ya de paso prueban el queso “payoyo”). Esa iglesia fue quemada en 1.722 por las tropas napoleónicas a su paso por la población y aunque nunca se llegó a reconstruir, fue reconvertida por los lugareños en cementerio. En dicha foto, se puede ver una figura inquietante al fondo, entre las tumbas, como una niña pequeña agachada o sentada. Eso, tampoco sería de extrañar, puede que estuviera por allí con sus padres y le rezaba a sus familiares fallecidos en esa postura. Esa es la explicación más lógica que yo le doy, pero la cosa cambia cuando la persona que hizo la foto asegura que allí no había nadie más, salvo él y un par de amigos y que, por lo tanto, no vieron ninguna figura sentada. Pero al pasar las fotografías al ordenador, observó que allí, junto a una gran cruz blanca, había algo extraño. Es una de esas fotos propicias para enviarla al programa de Iker Jiménez, “Cuarto Milenio”.
Es entonces, al comprobar que no todo tiene una explicación, cuando me envuelven las dudas sobre estos temas, que son cuestiones que están ahí, que hay gente que asegura tener experiencias extrañas, gente seria, gente trabajadora, no esa manada de embusteros que salen en la tele contando que han entrado en contacto con seres venidos de Ganímedes, o que por un precio te predice el futuro en un abrir y cerrar de ojos.

En fin, tal y cómo está el patio, lo que menos nos debería de preocupar son los asuntos del “mas allá”, bastante tenemos ya con los de este “más acá” que nos tocó vivir. En este “más acá” sí que existen los fantasmas, los hay por miles y están por todos lados. Pero bueno, no sigo que me desvío del tema y esta vez no me quiero meter con los políticos ni con los banqueros.

Miguel Ángel Rincón Peña

9 dic. 2009

LA GANDHI SAHARAUI

Es triste ver cómo los Gobiernos abandonan a su suerte al Pueblo Saharaui y actualmente, en su representación, a Aminetu Haidar, la "Gandhi Saharaui". Una gran mujer que se ha señalado por su incansable resistencia y su lucha pacífica por la autodeterminación de su Pueblo, denunciando la violenta y constante represión marroquí en el Sahara Occidental.

Haidar, fue expulsada en avión el sábado 14 de noviembre desde El Aaiún (Sahara occidental) hacia Lanzarote, por la fuerza, sin ningún documento y sin ninguna de sus pertenencias y después de casi 24 horas de aislamiento e interrogatorio. Actualmente esta mujer está retenida en contra de su voluntad en el aeropuerto de Lanzarote y en huelga de hambre. Lo único que pide Aminetu Haidar es que la dejen volver a su tierra junto a su familia.

Recordemos que el actual problema saharaui viene de los años 70, cuando Marruecos invadió y ocupó el Sahara occidental. Desde entonces, la dictadura marroquí ha asesinado, torturado, vejado y encarcelado a todo saharaui que levantara la voz en contra del régimen de Rabat.
Haidar es un estorbo para Marruecos, así que la expulsó sin miramientos, quitándose el problema de encima. Ahora el problema es para el Gobierno español, que tiene en huelga de hambre a una mujer que ha sido galardonada, entre otros, con el Premio de Derechos Humanos Robert F. Kennedy 2008, el austríaco Silver Rose Award 2007 y, un año antes, con el Premio de Derechos Humanos Juan María Bandrés. Además, fue nominada por el Parlamento Europeo para el Premio de Derechos Humanos Andrei Sakarov, ha sido candidata para el Premio Nobel de la Paz, etc.

A mi modesta opinión, el Gobierno de España, debería dejar de una vez por todas de mirar para otro lado cuando el Gobierno de Marruecos infringe la legalidad y los derechos humanos en territorio saharaui. Son ya demasiados años de incesante lucha que antes o después deben terminar dando la razón al Pueblo Saharaui.
Vaya desde esta breve columna mi más profundo respeto y solidaridad tanto por Aminetu Haidar como por su Pueblo.

Miguel Ángel Rincón Peña

6 dic. 2009

LA VIDA EN UNA CANCIÓN

Estoy dándole a la tecla y a la vez, de fondo, suena uno de mis viejos discos. ¿Han pensado alguna vez, lo mucho que influye la música en nuestra vida? Cuántos recuerdos que creíamos olvidados para siempre, con el simple hecho de escuchar una determinada canción o una simple melodía vuelven a aflorar en nuestra mente, y volvemos a recordar amigos, lugares, paisajes, historias abandonadas en el triste olvido.
Yo, concretamente en el momento que escribo estas letras estoy escuchando un disco llamado, La rosa de los vientos, del grupo La Frontera, y me viene el recuerdo de interminables carreteras, estaciones de tren, aeropuertos… en definitiva, reminiscencias de viajes.

Y es que nuestra vida está llena de bandas sonoras, desde que somos niños asociamos una música a cada etapa de esa vida que, casi sin darnos cuenta, va avanzando a pasos agigantados. Parece que fue ayer cuando con siete u ocho años escuchaba en la radio las canciones de moda, los Hombres G, Mecano, etc. (sé lo que estáis pensando, pero bueno, todos tenemos un pasado). Poco a poco, con el paso del tiempo vamos madurando (no todos) y vamos cambiando de gustos musicales, y aparecen ante nuestros sorprendidos oídos grupos como Triana, Leño, The Beatles, Led Zeppelin y cantautores de la talla de Joan Manuel Serrat, Joaquín Sabina o el genial Luis Eduardo Aute. Ellos y sus melodías nos transportan a otro tiempo y nos hacen viajar sin movernos del sofá. Algo parecido ocurre con los libros.

Hay gente, entre las que me incluyo, que no hacen un viaje sin ir acompañado de un aparatejo colgado al cuello y un par de auriculares incrustados en los oídos. Yo empecé en los ochenta con el wallman, después fue el discman y luego vino el mp3. La verdad es que odio hablar usando anglicismos, así que los meto en el mismo saco para referirme a ellos, o sea, reproductores de música o simplemente aparatejos. Algún día tocaré el punzante tema de los anglicismos, mientras que me decido os aconsejo que, si podéis, escuchéis la canción de Reincidentes: “English power”, la letra no tiene desperdicio. La podéis descargar por Internet, y si os gusta compráis el disco, que dicen por ahí que la piratería es delito.

Miguel Ángel Rincón Peña

25 nov. 2009

¿EJÉRCITO Ú ONG?

Hay una especie de autobús que recorre las tierras de España, en realidad es una unidad móvil de las Fuerzas Armadas. Hace poco estuvo por nuestras tierras. De vez en cuando, estas unidades móviles se pueden ver por los pueblos captando aspirantes a Soldado. Iba yo en mi coche el otro día y escuché en una emisora comarcal a una señora que decía ser sargento (o sargenta, según la Aído) del Ejército español. Esta señora hablaba de lo bonito y del buen rollito que había actualmente en las Fuerzas Armadas, que unirse al Ejército era muy ventajoso. También daba una dirección de Internet para quién quisiera más información. Yo no quería más información, pero por curiosidad entré a alcahuetear y oigan, que me quedé alucinado con la paginita de los soldados. Se nota que la Ministra de Defensa ha influido y les ha quedado una Web muy chuli, donde se ofrece a los jóvenes un trabajo de futuro (es lo que tienen las guerras, que cuando acaba una empieza otra, tienen trabajo hasta la jubilación), también ofrecen un sueldecito fijo y formación continua, un trabajo donde poder ayudar a los demás. Vamos, un chollo.

Yo no sé muy bien si es que la crisis nos está afectando al cerebro, además de al bolsillo, porque es que si no, no se explica. Coincido con Pérez Reverte cuando dice que “alguien debería explicarle a la ministra de Defensa lo que es un soldado”. Que busque en el diccionario y podrá comprenderlo un poco mejor.
Ahora, Defensa, con todos los desempleados que hay, está captando más soldados que nunca, bajo el vil engaño de conseguir un empleo seguro en el Ejército de las misiones humanitarias. Por qué no hablan claro, por qué no dicen que ese trabajo conlleva ir, posiblemente, a una guerra, y no a una misión humanitaria, que para lo de humanitarios ya están las ONG´s. Y es que en este país, a los políticos del Gobierno les da la diarrea cada vez que tienen que decir la palabra guerra. Por eso la camuflan con otras más bonitas y así de paso, le comen el tarro a los jóvenes que se alistan creyendo que van a coger setas al bosque, luego más de uno volverá en una caja de madera mientras los mismos políticos que les prometieron que iban a tener un empleo de futuro, les entregan medallitas a sus familiares dolientes. Que sí, que tenemos que mantener un ejército profesional, puede, y que éste tiene que ir a la guerra, pues peor para los que se alisten, pero por favor, llamemos a las cosas por su nombre.

Miguel Ángel Rincón Peña

19 nov. 2009

HORMIGAS

A veces, uno tiene la sensación de ser una pequeña hormiguita dentro del gran hormiguero. Esa sensación, se me viene repitiendo cada vez que piso un gran centro comercial. Hace poco estuve en el de Jerez, y nada más encaminarme hacia las puertas de la entrada, me volvió a ocurrir, me sentí hormiga, y también las veía a mi alrededor, junto a mi. Estaban por todas partes. Una vez dentro del centro comercial (no diré su nombre, pero es el más grande de Jerez) parecía que entrábamos en otra dimensión, en otro mundo. La gente iba de un lado a otro, buscando cosas, removiendo ropas, juguetes, zapatos, etc.
Todo estaba lleno de publicidad y de tiendas, y dentro de cada tienda una musiquilla en el ambiente a cual más pésima. Recuerdo aún aquel chin pún, chin pún. No sé como las dependientas mantienen la cordura trabajando ocho horas al día con aquel chin pún de fondo. Yo acabaría suicidándome con alguna corbata o cinturón de marca.

Una vez revisada la primera planta, subí arriba por las escaleras automáticas y al llegar, se mostró ante mis ojos el “Edén” de la comida basura. Hamburguesas hechas con vaya usted a saber qué cosas, pizzas, refrescos carbonatados y una amplia gama más de porquería comestible. Vi familias enteras devorando aquellos deplorables menús. En cinco minutos habían acabado. ¿Y eso es un almuerzo?

Lo que más me gustó de todo aquel complejo comercial, fueron sin duda, los Multicines. Por supuesto entré junto a mi pareja a ver una película, Celda 211, le hago publicidad porque me pareció buena, con unos actores muy acertados en todo momento y porque encima es española -y no españolada-. Incluso proyectaban películas en tres dimensiones. ¡Qué tiempos estos…!

En definitiva, que entré al centro comercial de día y salí de noche, con la cabeza como un bombo y echo polvo de la gran caminata que me pegué por esos pasillos y tiendas.
En cuanto me monté en el coche y fui dejando atrás aquel paraíso capitalista, imploré y recé a todos los dioses del Olimpo para no volver a pisar en un largo tiempo aquel sitio. Dejemos los hormigueros para las hormigas.

Miguel Ángel Rincón Peña

11 nov. 2009

TRAS LAS HUELLAS

Tras las huellas, así se llama un pequeño libro de un gran poeta llamado David Romero Raposo. Es un libro, como decía, pequeño en tamaño físico, pero enorme en su contenido. David es una persona a la que conozco desde hace un cierto tiempo y, en todo ese tiempo, he podido comprobar que es un ser muy especial. Un amigo, compañero de letras e ideas que ahora ve su sueño cumplido, la publicación de su primer libro de poesía. El poemario lo conforman unos poemas con sabor lorquiano, con olores del azahar andaluz, con aires de libertad y con una clara denuncia social y mensajes a la conciencia. David es un rebelde (con causa), un joven que sueña con la llegada de tiempos mejores y en sus poesías así lo da a entender. Su visión del mundo que le rodea nos hace que buceemos en él y seamos partícipes de su aventura literaria.Hay quién dice que la poesía tiene que dejar de lado los temas sociales, y sobre todo, los sucesos relacionados con la guerra civil. Tras las huellas es el mejor ejemplo para echar por tierra esa teoría, y retomar con fuerza la idea de que la poesía es un arma, con la cual, se debe denunciar la injusticia social y también, por qué no, recuperar la memoria histórica de una guerra y una postguerra de la que muchos se quieren olvidar. Los poetas tienen que recuperar esa memoria colectiva. La memoria y el recuerdo de los poetas encarcelados, torturados y asesinados a manos de la reacción.

Miren lo que les voy a contar: El columnista Rafael Reig, ante la petición de un lector del diario Público, que pedía la desideologización de la poesía de Miguel Hernández, contestó contundentemente y este fue el título del artículo a modo de respuesta a dicho lector: “Es que era comunista”. Pues bien, el diario Público puso de patitas en la calle a Rafael Reig. Menos mal que Público dice ser de izquierdas. Pero la cuestión es que no se puede pretender vaciar el contenido ideológico de algunos de los poemas de, por ejemplo, Hernández. Lo mismo pasa con la poesía de David Romero, no se puede separar de su carga ideológica. Porque un poeta es lo que escribe, y David es el fiel reflejo de su poesía. Yo, desde este rinconcito del periódico, recomiendo encarecidamente su lectura, porque hace falta su poesía en este mundo nuestro tan light, tan políticamente correcto, tan inocuo a veces.

Miguel Ángel Rincón Peña

4 nov. 2009

PROZAC E IRONÍA

Tengo un amigo médico que me comentó hace poco, que de un tiempo a esta parte, tiene la consulta llena todos los días. Y el dato curioso es que al parecer, el síntoma que más se repite en los pacientes es un trastorno del estado de ánimo. En otras palabras, que la gente últimamente padece depresión en mayor o menor medida.
No me extraña que la depresión sea la enfermedad de moda, pues es un síntoma claro de los tiempos que corren. Díganme ustedes, si un trabajador en el paro, con una familia que mantener no es una buena presa para la depresión.

Oigan, y este dato que aporta mi amigo el “matasanos” no es para tomárselo a broma, pues la depresión abarca a unos determinados síntomas que afectan a nuestra vida y a la de los demás: la tristeza patológica, el decaimiento, la irritabilidad o un trastorno del humor que puede disminuir muy seriamente el rendimiento y limitar la actividad vital habitual. En países como Japón, la depresión conduce al suicidio a miles de nipones. En España no llegamos a tanto, afortunadamente.

Y es que en España, teniendo para ir tirando, con este Sol, con nuestras copitas al aire libre, con el partido de la Champion o de la Liga, o de la Copa del Rey o lo que toque en ese momento, con nuestra tele y sus fantásticos programas y culebrones… cómo nos vamos a suicidar, si acaso cogeremos un transitorio estado de depresión, a la que llamaremos “amargamiento”. Aunque ese es el caso de unos, también existen otros (minoría por desgracia) que no se dejan pisar y ante la depresión y la angustia que les suponen problemas como el desempleo, tratan de salir adelante, bien con medicación o bien con otras alternativas como el yoga, la relajación, talleres para la adquisición de habilidades sociales y culturales, la práctica de deportes, etc. Y cómo no, después de hacer todo esto, también, de vez en cuando, critican y protestan por este Sistema que es el culpable de su depresión, pues el médico, ha llegado a la conclusión que la causa de la mayoría de los pacientes con depresión es esa, el injusto sistema capitalista provocador de esta crisis que padecemos.
Sin duda, estos médicos de cabecera están todos locos. Mira que llegar a esa conclusión. En fin, habrá que ir echando mano del Prozac o de las terapias alternativas, porque viendo el panorama…

Miguel Ángel Rincón Peña

29 oct. 2009

BARRY

Me gustaría dedicar la columna de esta semana a un amigo. Se llama Miguel Beltrán Barrero, pero su nombre artístico es “Barry”. Él se dedica profesionalmente al mundo de la música, es un pianista de gran talento.

Barry y yo somos amigos desde la niñez, aún recuerdo cuando con dos palos y 4 latas creíamos tocar la batería, ¡qué tiempos! Entonces eso de la Playstation, la Gameboy, la PSP y el Internet nos sonaba a chino mandarín. Recuerdo que junto con otro amigo hicimos un grupo musical al que llamamos Sur. Poco a poco nuestros gustos musicales y nuestras inquietudes nos fueron distanciando. Barry, se metió de lleno en el mundo de la música, y formó parte de varias orquestas, de esas que van de feria en feria amenizando las verbenas. Así estuvo varios años. Actualmente actúa como solista, rodeado de sus mejores amigos, sus pianos. Barry nació en Prado del Rey hace ahora 31 años y reside en El Bosque, desde que una bosqueña le hizo pasar por la vicaría. A él le encanta decir allá por dónde va que es de El Bosque, porque en ese pueblo le acogieron con mucho cariño y siempre cuentan con él, cosa que, según él, no sucede tanto en su pueblo natal. Pero esas cosas suelen pasar, nadie es profeta en su tierra, al menos mientras se está vivo, una vez muerto todo son homenajes y conmemoraciones. Lamentablemente, es un hecho muy habitual, a no ser que salga en Operación Triunfo, en el Tú sí que vales o en chorradas así.

Barry, está ahora comenzando nuevos proyectos, como el del montaje de su nuevo estudio de grabación, en el que ayudará a gente novel a grabar un disco, o como el grupo poético musical que está preparando y que sin duda será muy interesante. Yo, que conozco bien a Barry y a otros muchos como él, sé a ciencia cierta que nadie les ha regalado nada, al contrario, y no buscan otra cosa que seguir haciendo lo que más les gusta, en este caso, tocar sus pianos de pueblo en pueblo, haciendo bailar y sonreír a los presentes. Cuántos soñadores como Miguel Beltrán “Barry” le harían falta a esta sociedad nuestra para darnos cuenta que el “todo por la pasta”, el “o pisas o te pisan”, el “todo vale por alcanzar el éxito” son valores vacíos que no llevan a ninguna parte. Vaya pues desde aquí, mi homenaje a esos músicos, pintores, poetas, etc. que, aún teniéndolos enfrente, en ocasiones, no los vemos.

Miguel Ángel Rincón Peña

15 oct. 2009

UNA HISTORIA DE TANTAS

Hoy en La Lanzadera no hablaré de política, y no será por falta de ganas, porque la cosa está calentita con la detención de varios políticos en Euskadi, las tramas de corrupción y un largo etcétera más. Tampoco tocaré el tema del deporte, o de los medios de comunicación, o del medio ambiente. Existen historias cotidianas, sencillas, de todos los días que merecen mucho más la pena que todos los “importantes” temas antes mencionados. Lo que les voy a relatar esta semana es la historia de Carmen y Juan, unas personas que por circunstancias de la vida, se conocieron y ahora son pareja.
Carmen es de Prado del Rey y es viuda desde hace casi treinta años. Juan es de Cádiz, divorciado hace veintitantos. Todo ese tiempo lo han pasado como quién dice, solos (aún rodeados de gente). Pero hace unos diez meses, Carmen conoció a Juan en la residencia de El Lago de Arcos. Antes de que se conocieran, estaban con el ánimo bastante bajo, y es que verse solos en una residencia no tiene que ser muy agradable (pónganse en situación), aunque el trato del personal sea indudablemente bueno y ayude a la integración. Ya lo dice aquel dicho: “como en mi casa en ningún sitio”. Pero ese decaimiento anímico del que hablaba, se tornó en un cambio de humor feliz y alegre. Ahora los dos van a fisioterapia juntos, comen juntos y desde hace algunos meses también viven juntos. Resulta que en la parte trasera de la residencia hay construidos unos bungaloes en los cuales, las parejas de residentes pueden hacer y tener una vida en común tranquila y privada. Esa unión se formalizó hará cosa de un mes con una pequeña fiesta, en la cual actuaron Lourdes Soto y Antonio Iglesias, que animaron a los presentes con sus bonitas canciones.

Quién les iba a decir a Carmen y a Juan que acabarían juntos. Y es que la vida da tantas vueltas que corremos el riesgo de acabar mareados. Aunque si es para mejorar, bienvenidos sean esos mareos vitales. Piensen ustedes, dónde estarán dentro de, no digo ya veinte, sino diez años. Da un poco de vértigo el pensar qué hará la vida y sus vaivenes con nosotros. Lo mejor será concentrarse en el presente, es la mejor manera de labrarse un buen futuro.

Miguel Ángel Rincón Peña


7 oct. 2009

AFGANISTÁN

Ayer murió un militar del ejército español en Afganistán y otros cinco resultaron heridos tras explotar una bomba. 87 militares españoles han muerto ya en la “misión de paz” en Afganistán.

Resulta curioso que ahora, con esto de la crisis que vivimos, haya infinidad de jóvenes que se decidan por hacer del ejército su profesión. Hace poco me encontraba tomando algo en una terraza y en la mesa contigua habían dos muchachos de unos veintitantos años y que según pude escuchar, eran militares. Me interesó la conversación por todos los disparates que estaban diciendo tanto el uno como el otro. Hablaban de Afganistán, al parecer estaban deseando volver allí, pues según ellos, querían volver a ganar pasta y a pegar tiros. Llamé al camarero, pagué la cuenta y me fui. Es triste oír hablar así a unos chavales. Ellos, y muchos como ellos, se llaman a sí mismo patriotas, soldados, yo opino que de soldados no tienen nada, a mi parecer son simplemente mercenarios que por un buen puñado de euros son capaces de apuntarse a un bombardeo (nunca mejor dicho). No sé si ese sería el caso del militar muerto y de los cinco heridos, lo que sí está claro es que el que juega con fuego puede ser que acabe quemándose, y Afganistán es una hoguera gigantesca, aunque Zapatero y Chacón digan que está todo controlado. Recuerdo que en Iraq la gente salía a la calle a protestar y a gritar aquel famoso “No a la Guerra”, recuerdo a los actores y artistas enseñando sus camisetas con el logo antimilitarista en el congreso, etc. Por qué nadie dice nada ahora. Será porque para ellos, Iraq fue una guerra ilegal y Afganistán, por el contrario, es una intervención legal. Legalidad de las potencias occidentales, claro está. Nunca podré comprender ese cinismo de los que califican a las guerras de legales o ilegales según convenga. A mi entender, todas las guerras deberían ser ilegales. Supongo, que mi opinión pudiera ser, para algunos, políticamente incorrecta, pero que le voy hacer, es lo que pienso.

Actualmente, el número de militares españoles desplazados a Afganistán supera los 1.300. También hay, bajo las órdenes de la OTAN, la Unión Europea y las NU, unos 3.000 militares españoles desplegados en Kosovo, Líbano, Bosnia-Herzehgovina, Somalia, Chad, etc.

Miguel Ángel Rincón Peña.

30 sept. 2009

LUCY IN THE SKY

Las musas también mueren. Al menos, la musa que inspiró a John Lennon en la mítica canción “Lucy in the sky with diamonds”.
Se llamaba Lucy O'Donnell, y en 1966 The Beatles la convirtieron en musa. El pasado martes murió a los 46 años a consecuencia de un lupus. Aunque Lucy ya era inmortal mucho antes. Lucy vivirá para siempre en la canción de Lennon.

Y la culpa la tiene el hijo mayor de John, Julian Lennon. Su padre escribió la canción inspirado por un dibujo que hizo Julian de su compañera Lucy cuando ambos compartían el parvulario hace ya más de 40 años. Julian llevó el dibujo a casa y se lo enseñó a su padre, a quien le explicó: "es Lucy en el cielo con diamantes". A John Lennon se le encendería en aquel momento esa luz que sólo se les enciende a los genios y compuso otro gran éxito musical.
Dicha canción se incluyó en el disco “Sgt Pepper's Lonely Hearts Club Band”, que salió a la venta en el 1967. La gente, al escuchar la canción, inspirada en la entonces niña Lucy, consideró que en realidad las iniciales del título hacían referencia a la droga psicodélica LSD. Y conociendo la experimentación que con todo tipo de drogas llevaron a cabo los cuatro Beatles en aquella época, era razonable pensar así. Pero Lennon lo negó en varias ocasiones. No obstante, la letra de la canción tiene varios versos llenos de imágenes que reflejan un viaje psicodélico en un barco, en el que se atraviesa un país lleno de "flores de celofán", "taxis de papel de periódico" y "tartas de malvaviscos y hierbas".

En estos días, parece que The Beatles están otra vez en la brecha (si es que alguna vez dejaron de estarlo). Se ha remasterizado toda su discografía completa, con la que en plena era de las descargas se quiere demostrar que aún se pueden vender discos de verdad. Se ha lanzado hace poco el videojuego The Beatles: Rock band y ya se están fabricando nuevos diseños de camisetas y un amplio merchandising (toma anglicismo). Pero bueno, la noticia que me llevó a escribir este artículo es que ahora es, cuando verdaderamente, Lucy está en el cielo con diamantes y su energía, acompañará a cada nota musical de su ya eterna canción.

Miguel Ángel Rincón Peña


23 sept. 2009

LOBOTOMÍA

No sé si les sonará de algo el nombre de Egas Moriz. Para el que no lo sepa, fue un médico especializado en Neurocirugía. Él fue el inventor de la lobotomía prefrontal, una técnica quirúrgica que procuraba la ablación total o parcial de la zona más frontal del cerebro de los pacientes mentales que sufrían trastornos de neurosis, esquizofrenia, ansiedad, etc. Moriz llegó a ser galardonado con el Nóbel por este hecho.
Pero fue peor el remedio que la enfermedad. Algunos pacientes fallecían tras la operación, y la mayoría de los que sobrevivían, se convertían en “otras” personas, o sea, la mayoría se convertían en auténticos zombis, sin ninguna voluntad propia.
La cosa se les fue de las manos, pues apareció en escena Walter Freeman, un médico estadounidense que inventó una variante de la lobotomía prefrontal, la lobotomía transorbital, que se la conoció popularmente como la “técnica del pica hielo”. Consistía básicamente en introducir un pica hielo por el hueco del ojo, entre el párpado superior y el ojo, golpearlo con un martillo y moverlo hasta cortar las conexiones del lóbulo frontal con el resto del cerebro. Tal fue la locura por lobotomizar a diestro y siniestro que Freeman montó un auténtico quirófano en su furgoneta, llegándola a bautizar como la “lobotomóvil”. Puede parecer increíble, digno de una novela de ficción, pero la realidad es que la lobotomía se ha estado practicando hasta hace bien poco. Fueron los doctores de la URSS, en 1.950, los primeros en decir que la lobotomía era “contraria a los principios de la humanidad”, y que convertía “a un loco en un idiota”. A partir de ahí, numerosos países comenzaron a prohibir esta operación.

A mí, que me encanta una camisa de once varas y una conspiración judeo-masónica-bolchevique, creo que en la actualidad se practica otra variante mucho más sutil de la antigua lobotomía. Esta no utiliza bisturís, ni pica hielos, ni martillos, ni la llevan a cabo los médicos. Esta lobotomía es totalmente diferente en su ejecución, pero muy parecida en sus efectos. Todos corremos el riesgo de ser lobotomizados. En esta sociedad en la que vivimos -o sobrevivimos como podemos- existen muchos Egas Moriz y, sobre todo, muchos Walter Freeman. Seguro que usted, sagaz lector, sabrá de lo que hablo.

Miguel Ángel Rincón Peña

16 sept. 2009

¿QUIÉN ES EL ANIMAL?

Hace unos días, se realizó un acto en la localidad vallisoletana de Tordesillas que retrata lo más oscuro del ser humano. El evento lleva por nombre “el Toro de la Vega” y se realiza coincidiendo con los festejos en honor de la Virgen de La Peña, patrona de dicho pueblo. El “festejo” consiste en soltar a un toro que será lanceado por una multitud que nos recuerda que el Hombre a veces puede ser infame y cruel. Esta tortura duró poco más de treinta minutos y acabó con la vida de Moscatel, un astado de 540 kilos, abatido de un lanzazo por un caballista (por llamarle de alguna manera), que no pudo recoger el premio por no haber cumplido las normas, según las cuales, el animal no puede ser herido antes de llegar a campo abierto, adonde suele dirigirle su instinto ante el feroz acoso al que le someten decenas de caballistas y mozos portando lanzas. Esta brutalidad se repite todos los años, y todos los años se producen reacciones de protesta en todo el país, incluso en otros países. Esta vez el cantante de Celtas Cortos, Jesús Cifuentes, encabezó una de las manifestaciones de protesta que recorrió Pucela.

Por estos lares serranos también hay afición a la suelta de toros y vaquillas por las calles, en Arcos, en Grazalema, etc. Jóvenes y no tan jóvenes corretean al animal que atado a una cuerda o libre trata de escapar del laberinto en el que los organizadores del evento le han metido. Este año en el toro de cuerda de Grazalema murieron dos toros. Un hecho significativo.

Conozco escritores, columnistas algunos, que comentando este tema, me decían que ellos no se decidían a escribir sobre estos festejos taurinos, pues corrían el riesgo de echarse a la gente encima y no querían suscitar una polémica innecesaria. Un servidor que, sin ningún ánimo de ser polémico, sólo busca dar una opinión personal, no puede quedarse impasible ante atrocidades tales como la del Toro de la Vega y otros mal llamados festejos taurinos. Creo que los animales no están para la diversión del Hombre. Ni los toros tienen por qué ser torturados ni morir en las plazas o correteados por las calles de los pueblos, como tampoco los leones, los tigres, los elefantes o los chimpancés, tienes que divertir a nadie en los Circos. No son juguetes, son seres vivos, como usted que lee esto o como yo que lo escribo. Estamos en el siglo XXI y algunos aún no se enteraron.

Miguel Ángel Rincón Peña

9 sept. 2009

LA ESPAÑA CAÑÍ

España, país singular donde los haya. Qué razón tenía el gran Pío Baroja, o Don Ramón María del Valle Inclán. Y es que uno lee unas cosas que le ponen la carne de gallina al más pintado. Hoy me ha dado por informarme (o desinformarme, según cómo se mire) y le he echado un vistazo a la prensa nacional a través de Internet, que aunque algunos no lo crean, sirve para más cosas además de para bajar música y películas. En fin, a lo que iba, que me dio por leer algunos periódicos y me he quedado patidifuso, como diría Pedro (Almodóvar).
El primer titular es el del juez Garzón llegando al supremo para declarar por un delito de prevaricación, en relación con una causa abierta por las desapariciones de personas tras la Guerra Civil Española. En Argentina se hizo, en Chile se hizo… aquí en España se quiere juzgar a un juez por querer aclarar las desapariciones aplicando la ley de la Memoria Histórica. Ahí es nada. Me armo de valor y sigo curioseando por la red, y me topo con el clero. Resulta que el cardenal arzobispo de Madrid, Rouco Varela recomienda rezar el rosario para luchar contra el 'botellón'. Este hombre sí que sabe. Sin duda, se nota que está en contacto con la realidad juvenil.
También está lo del joven Jaime D´Urgell que por cambiar en una institución pública una bandera de la actual España por otra de la segunda República lo quieren meter en la cárcel. Qué despropósito. Pero para despropósito la noticia de que el ministerio de Sanidad confirma que hay 400 niños a los que se les pondrá la vacuna sobre la gripe A, para ver cómo reaccionan. Algo así como “niños-cobayas”. La gripe A, qué gran negocio para la industria farmacéutica. Seguimos con el repaso, y me encuentro con que la policía nacional apalea a los jornaleros del SAT en Sevilla como si fueran auténticos delincuentes, cuando solamente están luchando digna y consecuentemente por sus derechos. Eso sí, esta noticia viene en un recuadro muy pequeñito, que no interesa que se sepa que aún hay obreros que luchan.
Luego también están las noticias de siempre, ya saben, lo del problema vasco y ETA, la sección de Deportes (por qué lo llaman Deportes cuando quieren decir Fútbol), etc.
En fin, no sigo escribiendo más que estoy fatal con lo del síndrome ese post-vacacional.

Miguel Ángel Rincón Peña

3 sept. 2009

¿HUELGA? NO, GRACIAS

¿Y aquí por qué no hacemos una huelga ya? Esa pregunta me la han comentado varias personas, y aún espero la respuesta. En otros países la gente lleva tiempo movilizada y se echan a la calle con sus consignas a protestar y a pedir explicaciones a los gobiernos. Porque está crisis no la pueden pagar los trabajadores, las pequeñas y medianas empresas, los estudiantes, etc. Pero en este país nuestro, y en concreto, en esta Andalucía nadie se queja, y no será por motivos, miren ustedes: El Sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha) apunta a que el número de mileuristas en provincias como Cádiz podría llegar al 73 o 74 %, igual o más de preocupante es el dato de que los pensionistas andaluces ganan un 8 % menos que la media estatal. También se podrían citar los millones de parados (casi cuatro millones de parados y subiendo), los millones de precarios que están por debajo de los mileuristas, la encerrona a los estudiantes con lo de Bolonia, el problema de la vivienda, los expedientes de regulación de empleo, el cierre de fábricas, el problema del campo y los jornaleros, y no sigo porque me falta periódico. A mi opinión, motivos no faltan para salir a pegar voces a la calle. Yo creo que hay muchos interesados en que la gente no se desmadre, al parecer los sindicatos amarillos, o sea, CCOO y la UGT, han acabado ya de traicionar sus ideales, manteniendo un silencio que apesta a servilismo, un silencio subvencionado por parte del gobierno socialista, lo de socialista, cada vez que lo escribo refiriéndome al PSOE me entra una risa que no puedo parar.

Mientras el poder controle y desinforme con sus medios masivos de comunicación, todo irá bien, para ellos, claro. Al poder y a sus allegados no les interesa que la gente sepa demasiado, la política para los políticos profesionales, la economía para los economistas y los banqueros, los beneficios y las ganancias para ellos y las crisis para nosotros. Si es que, de lo que tiene que hablar la gente aquí es de la independencia de los vascos, de la gripe “A”, de los noviazgos de los famosos, del Cristiano Ronaldo ese y poco más. Y si aun así nos aburrimos, para eso tenemos a Hugo Chávez, que es muy malo, fíjense que ahora expropia los campos de golf en Venezuela para construir viviendas de protección oficial, qué locura verdad.

Miguel Ángel Rincón Peña

26 ago. 2009

OBSERVACIONES CINÉFILAS

El pasado domingo fui al cine a ver una película que no me pareció ni buena ni mala, quizá la sensación que me causó fue la de indiferencia. Bueno venga, era mala, para qué andarnos con rodeos. Era una historia de terror barato y comedia cutre, pero bueno, últimamente la cartelera está de capa caída y no se puede pedir más. Muchas de las veces que voy al cine lo hago como método de relajación, como vía de escape a la rutina. Aproximadamente una hora y media de tranquilidad.
El otro día, viendo la película, pude comprobar la mala educación de algunos personajes que van al cine a molestar a los demás. Nada más comenzar la película, cuatro o cinco adolescentes en la edad del pavo, sin cortarse un pelo, empezaron a reír, a cuchichear y a comer pipas. A mi derecha, en la otra fila, una pareja de tortolitos tampoco dejaba de comentar la película en voz alta. Aunque la película fuera funesta, hay algo que se llama respeto a los demás. La verdad es que no entiendo como hay gente que se gasta tres euros con cincuenta de la entrada, otros tres euros con cincuenta de las palomitas y la bebida (es curioso que las palomitas y la bebida valgan igual o más que la propia entrada), lo que hace un total de unos siete euros, para hartarse de charlar y de reír molestando así al público que desea ver la película.

Otra cosa que me resulta muy curiosa y a la vez me cabrea, es cuando entras al cine, ocupas la butaca, se apagan las luces y cuando crees que van a empezar los trailers en la pantalla, te ponen un anuncio de coches. Vamos a ver, señores míos, si el público paga su entrada, por qué narices tenemos que tragarnos publicidad. Nos estamos volviendo paranoicos gracias a la publicidad. Si vas paseando, siempre hay carteles con publicidad, si te sientas en la parada a esperar el bus, siempre hay anuncios de publicidad, si vas conduciendo por la carretera te encuentras vallas de publicidad, si pones la radio, si pones la tele, si abres el periódico o la revista de turno, si entras a un bar, si vas a ver el fútbol o cualquier otro deporte, etc. Y es que la publicidad es la que manda, porque es la que paga, pero hay situaciones en las que pagamos los usuarios y no tenemos por qué aguantar anuncios. Pero bueno, yo quería hablar de que el domingo pasado varias personas incívicas no pararon de dar la lata en el cine. Si alguna de estas personas leen esto (que lo dudo), les diría, hagan el favor de cerrar la boca en el cine.

Miguel Ángel Rincón Peña

20 ago. 2009

DE TURISMO ESTIVAL

Se nos va escapando el verano poco a poco y son muchos los que aprovechan las vacaciones para leer, ir a la playa, a la piscina, viajar, o simplemente descansar. A pesar de la situación económica por la que este país está atravesando, son muchos los que se dan a la fuga en algún viajecito. Los hay que se gastan una pasta en un crucero por las islas griegas, por Italia, etc. Los hay que prefieren la eterna París, la ciudad del Amor, o tal vez Venecia con sus góndolas. También son muchos, quizá ahora menos por culpa de la crisis, los que pillan el avión y cruzan el charco hasta América Latina para disfrutar de aquellas tierras cubanas, brasileñas o dominicanas.
Tengo conocidos, amigos y familiares que pierden el culo corriendo a las agencias de viajes para encontrar un buen descuento y largarse una semana a Europa o a sabe dios dónde. Hay gente que hasta se entrampa para pagar las vacaciones de verano. Seguro que todos conocemos a gente así. A mí siempre que me comenta alguien que se va a pasar las vacaciones en algún lugar remoto le respondo lo mismo: con la de sitios que hay que ver en Andalucía…

Particularmente, me gusta visitar Córdoba, Granada, la costa almeriense, Doñana, Ronda, etc. Un turismo que en ningún caso es excesivamente caro y que nos da a conocer nuestro patrimonio y nuestra historia. Estos lugares, aunque los visitemos varias veces, nunca dejaran de sorprendernos.
Aquí en la sierra, tenemos la ruta de los pueblos blancos, que si bien cada vez son menos blancos, gracias a la mano de la clase política y sus PGOUs, es una ruta muy aconsejable y muy hermosa que podemos realizar sin problemas y que muchos de los que viven por aquí ni siquiera han contemplado la posibilidad de poder hacerla.

Los andaluces, tanto de nacimiento como de adopción, tenemos la inmensa suerte de vivir en una tierra privilegiada por su cultura, por su historia, por su belleza, tenemos la suerte de que en Andalucía existan muchas Andalucías posibles. Si bien es cierto que en los temas sociales, desempleo, siniestrabilidad laboral, empleo de calidad, acceso a una vivienda digna y un largo etcétera, estamos en la cola de Europa. Pero bueno, esa es otra historia que otro día tocaremos. Mientras tanto, hay que evadirse un poco de los problemas, que para eso estamos (los que estén) de vacaciones.

Miguel Ángel Rincón Peña

12 ago. 2009

LA INMENSA MINORÍA

Es curioso como en este país, y me atrevería a decir que en casi todos los países, la poesía tiene pocos lectores, sin embargo, últimamente se está dando el curioso caso de que, por ejemplo, el escritor colombiano Darío Jaramillo, lee junto a otros poetas sus versos ante una multitud que llena el Palau de la Música de Barcelona. Y es que parece que a la gente le gusta más escuchar la poesía directamente de la voz del poeta que leerla en un libro.
En Andalucía se están organizando varios eventos de este tipo, festivales de arte y poesía, como bien puede ser Cosmopoética en Córdoba, al que un servidor asistió hace un par de años. Sin duda, es otra manera de entender la poesía, poesía en movimiento, en progresión. Es una forma de acercar la cultura al pueblo. De que la gente conozca a los poetas, que los escuche, que los entienda, que sea capaz de compartir toda esa magia que hay escondida tras cada verso. Existe también algo que me gusta mucho, que es la combinación de la poesía y la música, binomios que calzan perfectamente en cualquier escenario, tanto en grandes teatros, como en pequeños bares. La poesía musicada es camaleónica.
Hay personas que no están de acuerdo con estos festivales y recitales, y que creen que la poesía tiene que ser leída, que tiene que ser un acto íntimo. Yo tengo algún que otro amigo que opina así. Yo les recordaría que la poesía es más antigua que los libros y que antes de escribirla la poesía fue recitada. Quizá, ante la falta de lectores haya que recuperar la poesía de viva voz para así, ir recuperando y creando afición al noble arte de la poesía.
Aquí en la sierra también se están dando pasos para acercar la poesía a la gente. Tenemos el ejemplo de la Bienal de Poesía de Villamartín, tuvo dos primeras ediciones buenísimas, la tercera no llegó al nivel alcanzado por las anteriores, quizá por culpa de la organización. En Puerto Serrano también tenemos un buen encuentro literario. Este mes de agosto se celebra en la localidad de Prado del Rey la segunda edición del ciclo Poesía de una noche de verano, en el que se dan cita tanto poetas, como músicos.
Como dijo alguna vez el poeta, “la poesía no es de quien la escribe, sino de quien la necesita” ya sea leía en la intimidad o escuchada entre una inmensa minoría.


Miguel Ángel Rincón Peña

5 ago. 2009

LOS AMANTES DE VALARDO

Hace un par de años, un equipo de arqueólogos encontró en Mantua (Italia) los restos de dos cuerpos enterrados hace entre 5.000 y 6.000 años unidos en un abrazo. Al parecer, fue un caso extraordinario, pues no hay precedentes de un entierro doble datado en el Neolítico, y mucho menos de dos personas abrazándose y con las caras ubicadas una frente a otra. Según los arqueólogos, murieron jóvenes y los huesos hacen ver que pertenecieron a un hombre y a una mujer.
La primera vez que vi la fotografía de “los amantes de Valardo”, que así fueron bautizados, pensé que era un montaje, luego me di cuenta de que no lo era cuando, por casualidad, leí en la prensa la noticia del descubrimiento de los huesos y vi nuevamente aquella foto de los dos cuerpos abrazos.

Pasó el tiempo, y Pedro Guerra, el genial cantautor canario, se sacó de la manga una magnífica canción titulada 5.000 años, incluida en su disco “Vidas”, el cual recomiendo a todos los lectores. La canción hace referencia directa a los amantes abrazados, una gran balada.

Hace unos días, un amigo me envió vía correo electrónico esa misma fotografía, con la intención de que escribiera un poema para regalárselo, junto con la foto, a su pareja, que al parecer, lo había dejado a causa de varias discusiones. Bueno, ya saben, lo que pasa en las parejas, las crisis y demás. Me gustó la idea y le escribí el poema, ocho versos hablando del Amor ¿eterno? y de la Muerte eterna.
Esta mañana iba yo a comprar el pan y me encontré a mi amigo, enseguida me dio la mano y me contó que él y su pareja habían vuelto a estar juntos.
No creo que fuera gracias a mi poesía, pero sí pienso que la foto de los “neolíticos” tiene una fuerte carga emocional. Las mujeres saben captar esas emociones y saben descifrar perfectamente el mensaje que oculta.
Creo que todos quisiéramos morir así, abrazados a la persona que queremos, un abrazo eterno, infinito, como la noche que nos espera. ¿Se lo imaginan?, y que dentro de 5.000 años otro equipo de arqueólogos descubra nuestra tumba y nos encuentren abrazados aún.

Miguel Ángel Rincón Peña.

29 jul. 2009

EL VIAJERO

El espíritu libre, el caminante incansable, ese es el verdadero viajero. Para él no hay más techo que el de la noche, ni más frontera que donde termina su vista. El viajero no tiene ni patria ni bandera, el viajero pertenece al camino, qué más da dónde terminen sus huesos. Para él, el mundo es un pañuelo y como tal hay que tratarlo, un día en París, otro en Lisboa, otro… quién sabe. Son auténticos trotamundos que se burlan del destino.

Noches de luces artificiales en la gran ciudad, anocheceres en estaciones de trenes vacías, mañanas lluviosas en las carreteras del infierno. Esa es la vida del viajero. Vida que sabe a café recién hecho y a tabaco barato.
Los sueños se vuelven realidad y los recuerdos se pierden en la distancia. La carretera se presenta como una adicción, el olor a gasolina y alquitrán impregnan el aire, y una lágrima se asoma al mundo desde los ojos cansados del infatigable viajero.
Se van quemando las horas en pensiones y hostales de mala muerte, compartiendo las madrugadas con las cucarachas y con los mosquitos. La botella -a veces- es sin duda la mejor compañera de viaje cuando vuelven los recuerdos en la lejanía, en los paisajes extraños, impropios y fríos.

Un viajero, una vez me dijo: Quizá este viento que sopla hoy, lleve las cenizas de este viajero lejos, tan lejos que no se sabrá dónde reposan, y el río seguirá su curso hasta el mar y el cielo seguirá haciendo de techo para otros como yo, otros que seguirán gastando sus vidas en caminos abandonados, en playas desiertas, en desiertos hastíos y en carreteras hacia el infierno.

Yo conozco un viajero en Prado del Rey, un tipo peculiar que cuando siente que su casa se convierte en una cárcel, agarra su vieja bicicleta y recorre kilómetros y kilómetros, la última vez tuvo la desfachatez de llegar hasta el Cabo Norte, en Noruega, nada más y nada menos. Si hubiera nacido en otro país, seguramente los medios de comunicación le darían cobertura a sus hazañas y la gente reconocería su labor. Pero siendo de la sierra de Cádiz, ya se sabe. Yo, que lo aprecio, siempre lo pongo como ejemplo de superación, a pesar de sus malas costumbres, a pesar de su charlatanería y, a pesar de los pesares, Pepe, el viajero quijotesco, es mi amigo.


Miguel Ángel Rincón Peña


22 jul. 2009

JUGUETES BÉLICOS

En esta época veraniega, se suceden una tras otra las ferias en los diferentes pueblos de nuestra provincia. Este pasado fin de semana estuve en la Velada del Carmen, en Prado del Rey, y me llamó mucho la atención la cantidad de niños que había por las calles jugando con pistolas, escopetas, espadas y puñales de plástico. Entonces me fijé en los puestos de juguetes y estaban todos plagados de pistolitas, y demás juguetes bélicos.

Como se podrán imaginar, la responsabilidad recae sobre los padres que son los que les compran dichos juguetes. Estoy seguro que la mayoría de estos padres lo hacen sin caer en la cuenta que deberían enseñar a sus hijos unos valores pacifistas en vez de ponerles en las manos un juguete para que imite a John Wayne.
Muchos padres quizás desconozcan que la Convención de Derechos del Niño de las Naciones Unidas reconoce que la educación y la formación del menor debe estar encaminada a inculcar al niño el respeto de los Derechos Humanos y las Libertades Fundamentales.

Sin embargo, bien es cierto que no existe ningún estudio que verifique que este tipo de juegos incurre directamente sobre el carácter y la personalidad de los niños. En todo caso el discurso en contra de los juguetes violentos o bélicos, se basa en intentar evitar que los niños se habitúen y familiaricen con algunos de los valores más negativos de nuestra sociedad, como sería por ejemplo, la violencia como sistema de solución de conflictos, la venganza, las armas como imagen de poder, etc.

Ya sabemos que el juego, junto a la nutrición, la salud, la protección y la educación, es primordial para desarrollar el potencial de los niños. El juego tiene que ser instintivo, espontáneo, abierto, natural y exploratorio. El juego es sin duda comunicación y expresión. Hay que fomentar juegos y juguetes no violentos, no sexistas, para que los niños (que serán los hombres y mujeres del mañana) no crean que la guerra puede ser un juego. Aún recuerdo con indignación aquellas imágenes de niños jugando con armas reales en unas jornadas de puertas abiertas del Ejercito español, lo vi en un periódico y lo primero que se me vino a la cabeza fue: “no me extraña que el mundo esté como está”.


Miguel Ángel Rincón Peña

18 jul. 2009

LA MEMORIA DE LORCA

Leyendo la prensa me he enterado de que la Junta de Andalucía abrirá la tumba del poeta granadino Federico García Lorca. Está previsto que se lleve a cabo en otoño. Sin duda, un mes muy poético.

Al parecer, los familiares del maestro republicano Díscolo Galindo y los banderilleros Francisco Baladí y Joaquín Arcollas, fusilados junto a García Lorca, han demandado dicha actuación. En cambio, los familiares del poeta están en desacuerdo con que se abra la tumba.

En mi opinión creo que Lorca es familia ya de todos los que amamos la poesía, de todos los que amamos el teatro, de todos, en definitiva, los que amamos de alguna manera al poeta de Granada. Por lo tanto, honrar a este gran poeta, muerto a balazos por los franquistas, es un derecho y un deber de todos.

Trágicos fueron aquellos años treinta y cuarenta, en que se perseguía, encarcelaba, torturaba y asesinaba a la gente de la cultura que procesaba pensamiento disidente. Lorca fue un ejemplo, pero también tenemos al gran Antonio Machado, que tuvo que poner píes en polvorosa y exiliarse en Francia, donde murió de la mano de la tristeza. O ese poeta del pueblo llamado Miguel Hernández, y cuyas cenizas significan semilla de libertad. Hernández murió abandonado a su suerte, enfermo en una mugrienta prisión.
Los poetas, pintores, dramaturgos, etc., que fueron represaliados se pueden contar por miles. Al régimen no le gustaba el libre pensamiento y lo demostró con creces.

Ahora que está tan de moda la memoria histórica, algunos políticos se creen que poner una placa y un monolito en el cementerio de turno es hacer memoria histórica. Yo creo que no, que la verdadera memoria histórica se consigue enseñando en las escuelas e institutos la historia de los que perdieron la guerra, la historia de los que tuvieron que huir de sus casas hacia otros países por miedo a morir, la historia de los que se echaron al monte a combatir con las armas al franquismo y a defender la legalidad republicana. La memoria histórica es ahondar en esas vidas y aprender a recordar para no repetir los mismos errores.


Miguel Ángel Rincón Peña

9 jul. 2009

EL FÚTBOL ES ASÍ

Cristiano Ronaldo, el flamante número 9 del Real Madrid, cual ídolo divino, concentró a casi ochenta y cinco mil fieles en el estadio Santiago Bernabéu. Se vendieron quince camisetas por minuto e infinidad de medios de comunicación, nacionales e internacionales, dieron cobertura a tan magno evento. El fútbol es así.

El muchachote, un portugués (de la isla de Madeira para más señas) con tan sólo 24 años, ha costado la escandalosa cantidad de noventa y cuatro millones de euros. Solamente de escribir la cifra me dan mareos y a ustedes de leerla seguramente también.
A ver quién tiene el valor de hablarle a este personaje de crisis, seguramente el Cristiano Ronaldo no haya ni oído hablar de que en España (el país donde él va a trabajar) hay ya unos cuatro millones de parados y subiendo. Que multitud de familias no pueden llegar a fin de mes, que los pensionistas cobran una miseria, que se amontonan por centenares los inmigrantes “sin papeles” en Huelva, que el Estrecho se traga cada vez más muertos africanos, y un largo etcétera más.

Pero bueno, como cantara Fernando Madina, “el fútbol como fuente de lucidez”. Buen invento eso del fútbol, comentarán los políticos, los banqueros y demás, en sus despachos, buenísimo invento que hace hablar y discutir en bares y calles sobre los últimos fichajes habidos y por haber, o si fue tarjeta roja o amarilla, o si fue legal el gol o estaba en fuera de juego. Y así vamos tirando…

Tengo un amigo que dice siempre que el fútbol debería ser un deporte y no un negocio, pobre iluso, pero si a la gente le encanta ver como Florentino Pérez se gasta una pasta en un veinteañero para que le pegue patadas a un balón. Por cierto, cómo conseguirá tener tantos millones el presidente del Madrid para invertirlos en jugadores como Kaká o el Ronaldo. Será porque tiene en su poder una de las grandes constructoras de este país, será porque tiene acciones en varios negocios bastantes rentables. Quién sabe.

El tema es que Cristiano Ronaldo ya está en Madrid para hacer felices a los aficionados al fútbol y concretamente a la gran familia madridista. Esperemos que el niño éste no salga rana, más que nada por la salud de Florentino.


Miguel Ángel Rincón Peña

1 jul. 2009

DIARIO DE VERANO

Hay veces que la realidad supera con creces a la ficción. Sobre todo cuando nos referimos a los programas bazofias de la tele basura “made in spain”. Y es que los que trabajan en esa inmundicia no tienen muchos escrúpulos a la hora de querer subir la audiencia. Una familia de Bornos lo sabe bien porque lo ha sufrido en sus propias carnes. Les cuento algo tan real como la vida misma.
Hace unas semanas, un matrimonio de la localidad de Bornos recibió una sorpresiva llamada de teléfono de un programa de Antena 3, concretamente del “Diario de verano”, que presenta Sandra Daviú. Es uno de esos programas donde los invitados explican con todo tipo de detalles sus intimidades personales, familiares y amistosas. La redactora que les llamó les aseguró por activa y por pasiva que sería una gran sorpresa muy beneficiosa para ellos. El matrimonio, en alerta por la fama que tienen estos programas, se hizo de rogar, pero ante la insistencia de la redactora, que les pintaba la cosa de color de rosa, aceptaron ir a Madrid, no sin dejar de tener la mosca tras la oreja.
Una vez allí, maquillados y preparados para salir al plató, el marido volvió a preguntarle a la redactora, si no tendría que arrepentirse de entrar y ésta le juró por su familia que muy al contrario, que sería una gran sorpresa que iba a cambiar el curso de sus vidas para bien. Nuestro protagonista entró al plató y tomó asiento. Le hicieron algunas preguntas y lo mandaron a otro camerino. Desde allí pudo ver la agradable sorpresa que le habían preparado. Se trataba de la ex esposa de un amigo con el que hacía muchos años hizo un negocio que no salió bien y ambos perdieron. Esta señora, separada desde hace doce años, reclamaba el dinero de su ex para irse de vacaciones. Increíble pero cierto. Por supuesto el matrimonio puso pies en polvorosa al comprobar el vil engaño del que habían sido víctimas.
¿Será ésta la tele que nos merecemos…?
Por último, una recomendación, si reciben una llamada de la redacción de un programa de estos, hagan caso al gran Groucho Marx: “Yo encuentro la televisión bastante educativa. Cuando alguien la enciende en casa, me marcho a otra habitación y leo un buen libro."

Miguel Ángel Rincón Peña.

BARROSO VS BORBÓN

Hace unos días tuve la oportunidad de asistir a una conferencia del diputado provincial y alcalde de Puerto Real, José Antonio Barroso en el convento de la localidad vecina de Bornos. Disertó sobre la guerra hispano-cubana-estadounidense. Un tema bastante interesante, puesto que se trata de un pasaje muy importante de nuestra historia. Barroso se quejaba de la desinformación sobre este suceso en nuestros tiempos. La mayoría de la gente desconoce qué ocurrió en aquella guerra entre españoles, cubanos y estadounidenses, la que el mismísimo Lenin calificara como la primera guerra imperialista.

Lo curioso es que cuando Barroso concluyó la conferencia, se abrió un turno de palabra, y el público tardó poco en dejar a un lado la guerra hispano-cubana-estadounidense para preguntar sobre la polémica de Barroso versus Juan Carlos I Rey de España.

No sé si saben, que José Antonio Barroso realizó unas declaraciones sobre la monarquía y la persona del Rey Borbón las cuales le han acarreado un juicio en la Audiencia Nacional y una multa. Según Barroso, se va a recurrir la sentencia, pues según él es totalmente injusta. Yo personalmente también creo que es injusto negarle a Barroso el derecho a defensa, pues eso es lo que le ha pasado al alcalde de Puerto Real. Cuando uno acusa a alguien, y ese alguien interpone una denuncia por injurias, el denunciadante tiene el derecho a probar que las acusaciones son ciertas mediante pruebas y testigos, pero al tratarse del monarca eso no está permitido, pues no se puede investigar al Rey.

Sí, lo sé, es un lío esto de la denuncia y del juicio, pero lo que está claro es que la polémica creada ha sido bastante y como siempre, el que sale perdiendo no es ni mucho menos el Borbón, si no el que se atreve a usar su derecho a expresar sus ideas, en este caso republicanas.
Es cierto que este país más que monárquico es Juancarlista, que es un término que no consigo entender muy bien, quizá sea el culto a la persona de Juan Carlos I lo que muchos practican, puede que otros tengan miedo al cambio que supondría cargarse a la monarquía e implantar la tercera República española. Pues ahora que lo pienso, no estaría mal un buen cambio siempre que sea para mejorar.


Miguel Ángel Rincón Peña

EDUCACIÓN ESPECIAL

Todas las mañanas hay un taxi en Arcos, concretamente el número 14, que transporta al colegio a tres pequeños. María, que reside en la Junta de los Ríos y Javier y Daniel, que viven en el Barrio Bajo. Yo he tenido la oportunidad de compartir un viaje con ellos tres, con Adolfo, el taxista y con Nieves, la monitora de transporte y he de decir que el taxi se convierte por momentos en una fiesta para que los pequeños vayan a gusto y que el viaje se les haga lo más ameno posible.

María, Javier y Daniel son tres niños muy especiales que asisten al aula específica del CEIP San Francisco. Allí, su tutora Regina, una sevillana muy guapa y con mucho arte, y su monitor, un tal Miguel Ángel (que ni es guapo ni tiene arte), les esperan para comenzar la jornada escolar. Y la mañana pasa entre asambleas de bienvenida, fichas para colorear, desayunos, recreos, sesiones de psicomotricidad, visitas integradoras a otras aulas (como la de la señorita Sonia, todo un encanto), etc. También se hacen actividades en el exterior, por ejemplo la equinoterapia. En el centro hípico Las Nieves, los niños disfrutan y se relacionan con el mundo del caballo, le dan de comer, lo cepillan y por último montan y pasean. O la aquaterapia en la piscina cubierta de Villamartín (en Arcos no hay piscina cubierta aún, esperemos que pronto la haya). Los niños entran en contacto con el medio acuático y hacen bastante ejercicio, que eso siempre es muy saludable. Todas estas actividades no serían posibles sin la labor de la asociación Disarcos, que con su vehículo adaptado transporta a los alumnos a estos lugares. Sin duda, asociaciones como esta son muy necesarias por todo el trabajo que realizan por la integración de los discapacitados en la sociedad.

Considero que hoy en día aún existe un serio problema de integración, incluso en las escuelas hay quién tiene sus dudas sobre este aspecto. Lo mismo pasa en el sector del empleo y en la sociedad en general. Conseguir la integración es labor de todos y por lo tanto todos tenemos que colaborar en conseguir ese fin. Desde aquí animo a las asociaciones y a las familias a seguir luchando y reivindicando esos derechos que deben poseer las personas que por un motivo u otro son discapacitadas.


Miguel Ángel Rincón Peña

LA VEJEZ QUE NOS ESPERA

Seguro que han pensado alguna vez en la vejez, en esa última época de nuestra vida, cuando se nos aflojen las carnes y nos volvamos lentos, sin prisas y los diferentes achaques comiencen a salir a flote. Quién sabe dónde acabaremos y con quién…
Quizá mientras nos dure la efímera juventud veamos eso de la vejez como algo lejano, como algo que nos parece que nunca llegará. Pero el tiempo pasa, nos vamos volviendo viejos -como decía aquella canción del gran Silvio Rodríguez- y nos damos cuenta de que se nos quedaron muchas cosas por hacer, mucho amor por entregar, muchas palabras que decir. Por eso, hay que aprovechar cada instante de nuestra vida en la medida de lo posible.
Hace un tiempo, y pensando en la vejez, escribí un pequeño poema con un cierto tono irónico que he adaptado para está columna:
“Cuando yo sea anciano me abstendré de utilizar azúcar en las comidas. Quizá tampoco pueda con la sal -ni con el lumbago-. Me prohibirán además el fumeteo y el alcohol y las grasas y sabrá dios cuánto más. ¡Malditos médicos!
Cuando yo sea anciano me apuntaré a unos de esos viajes, no sé, algún crucero por el Mediterráneo, o a visitar los monos de Gibraltar, o a comprar toallas a Portugal. Me escurriré en un triste autobús entre señores desdentados y canosos y “marujas” de laca y permanente. ¡Qué divertido!
Me sentaré en algún parque a mirarles las piernas a las muchachas mientras ellas -indiferentes- hablan y ríen y sueñan. Ofreceré migas de pan duro a las palomas -las ratas del aire- y lanzaré algún que otro bostezo a la mañana, seguramente de domingo. Después volveré a casa cansado, como siempre, y caeré rendido a tu cintura, despacio, a sentir que estás, que eres. Seguramente nos miremos, como siempre -como nunca-, como dos viejos enamorados -el Amor es más fuerte que el Tiempo- y entre besos te diré: ¡Te quiero!”.


Miguel Ángel Rincón Peña

LAS RELACIONES HUMANAS

Hay veces que, casi sin querer, dos personas se conocen, quizá de vista en un principio, posiblemente se hayan saludado un par de veces, un par de miradas y poco más. Pero de repente, un buen día, esas dos personas se encuentran y deciden hablar, conocerse mejor, sin ningún tipo de pretensión, sin ninguna meta que no sea la de iniciar una amistad. Quizá esas dos personas puedan ser un hombre y una mujer. Seguro que les va sonando esta historia, seguro que alguna vez la han vivido -o les gustaría vivirla-.
Y es que las relaciones humanas son tan extrañas, tan complicadas que cuando empiezan nadie sabe con certeza cómo acabarán, si seguirán con esa incipiente amistad, si la relación se enfriará y poco a poco se congelará sin remisión, si acabará en enamoramiento apasionado, si sólo será sexo, si acabarán arrojándose los trastos a la cabeza, etc.
En tiempos como los nuestros, en que todo el mundo va con prisas buscando la rutina diaria, caminando con la mirada perdida o con la cabeza puesta en la crisis, que puedan suceder estas historias es bastante complicado. Pero yo creo que pese a todo, los humanos estamos conectados y es como si hubiera un hilo invisible que nos une, un imán que nos atrae. Eso se nota en cuanto se cruzan las miradas, es ahí donde ese imán imaginario cumple su función. Quizá debiéramos mirarnos más a menudo a los ojos y atrevernos a entablar algo tan natural -y tan necesario- como una relación.
Otros muchos prefieren relacionarse vía Internet. Yo, particularmente prefiero la cercanía, los olores, el tacto, las miradas. En Internet se hace todo más frío, más lejano, aunque sea una gran ayuda para seres tímidos o introvertidos, o simplemente que no dispongan de tiempo para permanecer juntos más de cinco minutos. ¡Ay, el tiempo!, cuánto daríamos algunas veces por tener más tiempo para las cosas que realmente nos interesan y nos son importantes. Ya me gustaría a mí parar el reloj más de una vez al día. ¿A ustedes no?


Miguel Ángel Rincón Peña

UNA PLAGA MÓVIL

Se han parado alguna vez a pensar qué sería de nuestras vidas sin el teléfono móvil. Qué sería de nosotros y de los nuestros sin llevar en el bolsillo o en el bolso ese pequeño artefacto. Un teléfono móvil no es tan sólo un aparato que sirve para llamar o para recibir llamadas, sino que es también una agenda, una cámara de fotos y de video, un reloj despertador, una calculadora científica, un videojuego, e incluso disponen de vibrador -afinen la imaginación para esto último-.
Son una auténtica plaga. Si pasean por el parque pueden observar a la gente jugueteando con el móvil, si van al cine seguro que podrán escuchar algún sonidito proveniente del móvil de algún despistado, si van en carretera también verán algún conductor que otro con el móvil en la oreja -otros irán hablando en “manos libres”-, si van al hospital, al bar, al campo de fútbol, a un concierto, etcétera, etcétera, seguramente habrá alguien haciendo uso de su móvil. Hay gente que hasta sentada en el retrete usa el móvil. Y que conste que soy completamente consciente de la importancia de este invento, pero tampoco hay que pasarse. En realidad a los que les va bien el invento es a las compañías de telefonía móvil, a esos sí les va la marcha y se inflan a ganar euros a costa de nuestra recién creada necesidad de comunicación y ocio inalámbrico.
Hace poco -sí, lo reconozco, yo también soy un pecador de la pradera- cambié de móvil y tiene tantas funciones que aún no sé cómo funcionan algunas de ellas -gracias desde aquí a Nieves por sus didácticas explicaciones-. Ese chisme del demonio por tener tiene hasta para navegar por internet y ver la televisión u oír los MP3, aunque eso sí, de vez en cuando se le va la cobertura, pero eso es lo de menos, mientras que la recupera puedo jugar una partida al trivial pursuit o escuchar a los Pink Floyd.
Oigan esto de los móviles da mucho de sí, ahora que estamos en carnavales, si me lee algún letrista chirigotero que se anime y le saque punta al asunto. Bueno, no sigo que me salgo de la columna y además me está sonando el móvil.

Miguel Ángel Rincón Peña.

HOSPITAL PÚBLICO

Todos tenemos nuestros propios problemas como para que nos llenen la cabeza con más, pensarán algunos, y aún más en estos tiempos de crisis. Que si la maldita hipoteca, que si la letra del coche, las subidas de los precios, el trabajo o en su defecto el creciente desempleo que padece el país y así todo un cúmulo de cosas.

Pero cuando nos referimos a la sanidad, debería de haber una lucecita dentro de nuestro cerebro que se nos encendiese y nos diera la señal de alarma. La salud, no hay duda, es algo verdaderamente importante en nuestras vidas. Para qué queremos dinero, para qué un buen coche o una buena casa, si no tenemos una buena salud. Y como con la salud no se juega, existe una plataforma ciudadana en la sierra de Cádiz que está exigiendo a las autoridades competentes una mejor calidad en la asistencia sanitaria para las 100.000 personas aproximadamente que componen la comarca y que tienen como hospital referente el de Villamartín, propiedad de la empresa José Manuel Pascual Pascual.

Hace unas pocas semanas, un servidor tuvo que estar de acompañante en dicho hospital durante casi un mes, en ese espacio de tiempo pude comprobar las muchas carencias y la multitud de problemas que tiene el hospital “Virgen de las Montañas”. Por poner algunos ejemplos, este hospital carece de diálisis, de neurólogo, de cardiólogo y de varios especialistas más. Estas insuficiencias fueron denunciadas hasta por el Defensor del Pueblo Andaluz.

Debido a la fama, no precisamente buena, que tiene este centro hospitalario, mucha gente prefiere hacer unos kilómetros más y desplazarse a los hospitales de Jerez o de Ronda, con todas las molestias y gastos que esto supone.

Yo que siempre he defendido lo público, y más aún si se refiere a algo tan esencial como la sanidad, creo que la consejería de salud debería plantearse muy seriamente el convertir este hospital privado y concertado en público. Con ello todos saldríamos ganando, tanto los trabajadores, que tendrían mejores condiciones laborales, como los usuarios, que se beneficiarían de una mejor calidad sanitaria.

El sistema público de la Seguridad Social de Andalucía es un referente nacional e internacional, por eso tenemos que reivindicar un hospital público para la sierra de Cádiz, porque tenemos el mismo derecho a tenerlo que las demás comarcas.


Miguel Ángel Rincón Peña

23 may. 2009

En este blog se podrán leer algunos de los artículos escritos por Miguel Ángel Rincón para la Columna semanal La Lanzadera, en el periódico Arcos Información.

Este material se puede utilizar siempre que se cite el autor y se acompañe un enlace a este sitio.

© Miguel Ángel Rincón Peña